Nacional

Big Data: Grupo Luksic reconoce haber puesto en contacto a empresa autora de informe

A través de una declaración pública, el consorcio empresarial Quiñenco, parte del grupo Luksic, reconoció haber establecido el contacto entre la empresa Alto Data Analytics, autora del informe de big data que llegó al gobierno, con “autoridades del Estado para su propia consideración y evaluación”.

De acuerdo al escrito, la participación de la empresa se limitó a ese contacto y se justificó “dada la alta capacidad de análisis” que les demostró la española luego de que contrataran sus servicios en julio pasado de manera posterior a la bomba que llegó a una de sus oficinas y que afectó a las dependencias del exministro Rodrigo Hinzpeter.

Según explicaron, los servicios de Alto Data Analytics fueron contratados -junto a otros proveedores europeos y norteamericanos- para el monitoreo de información pública “a fin de velar por la protección de todos nuestros trabajadores”.

Con el estallido social en curso, la empresa propiedad de Andrónico Luksic estimó hacer el contacto entre la consultora y las autoridades, pero aclaran que “ignoramos si el Estado contrató los servicios y tampoco conocemos el informe que el gobierno le habría entregado al Ministerio Público”.

En el comunicado, sin embargo, no hacen referencia a la información publicada hoy por el sitio Interferencia en el que aseguran que Hinzpeter, parte de la plana ejecutiva del holding desde el año 2014, participó de una reunión que se realizó en diciembre en la Agencia Nacional de Inteligencia, en la que además estuvieron presentes representantes de las FF.AA., del Ministerio del Interior, el exsubsecretario Rodrigo Ubilla y Andrés Chadwick.

El 21 de diciembre pasado, La Tercera dio a conocer que el 19 de ese mes el ministro del Interior, Gonzalo Blumel, entregó el informe “big data” al fiscal nacional, Jorge Abbott, donde se contenía información de redes sociales que daban cuenta de una supuesta injerencia extranjera en las manifestaciones sociales ocurridas a partir del 18 de octubre. El documento identificaba a jóvenes, fanáticos del k-pop, entre otras descripciones, como parte de las movilizaciones.

El informe de 112 páginas señala a cinco grupos o comunidades de opinión e influencia, donde se destaca, además, al canal de televisión ruso Actualidad RT y a la venezolana Telesur, a Ismael Serrano y el actor Juan Diego Botto, entre otras personalidades.