Fútbol Nacional

El gol marca la diferencia: Zampedri le gana el duelo a Larrivey

El clásico universitario pecó de nerviosismo. A ratos intenso, a ratos deslucido, el cotejo nunca se pudo armar del todo. En ese sentido, un solo golpe les bastó a los cruzados para derribar a una U que se sigue hundiendo en la tabla. Entre el cúmulo de aspectos a considerar del partido, hubo uno que era de especial relevancia: el duelo que enfrentaba a los goleadores de ambas escuadras.

Fernando Zampedri y Joaquín Larrivey han sido fundamentales en las campañas de los cruzados y los laicos. Aunque persiguen cosas distintas. Con sus goles, el de la UC busca el tetracampeonato, mientras que el azul quiere que su equipo deje de pasar pellejerías en el torneo. El partido de ambos, a su modo, fue bueno.

Por parte de los cruzados, Zampedri logró anotar el único tanto del encuentro y generar la expulsión de Marcelo Morales. Con esa diana, llegó a las 22 anotaciones, algo que no lograba ningún delantero en San Carlos desde el 2000.

En cuanto a las estadísticas, el cruzado tocó 23 balones con un porcentaje de acierto del 64%, y realizó 2 disparos, uno de ellos el único que pudo besar la red. En cuanto a los duelos, el ariete de la franja ganó un duelo aéreo de 3 y 3 en el piso de 7 disputados. Hizo 3 faltas y recibió otras 3.

En tanto, Joaquín Larrivey, que llegaba con 20 goles al clásico, se mantuvo activo y logró muy buenos registros en el encuentro. Eso sí, acusó la falta de compañía, y ni los ingresos de Fernandes y Gatica le dieron chance de convertir. Las estadísticas del ariete laico, en líneas generales, fueron positivas, pues tocó 28 balones con un porcentaje de acierto del 84%. Dos de esos remates fueron pases claves. El delantero realizó 2 disparos, uno a puerta y el otro fue bloqueado. En cuanto a los duelos, ganó 2 duelo aéreo de 3 y 4 en el piso de 6 disputados. No hizo faltas y recibió otras 3.

Eso sí, donde hubo diferencia, y en la que Zampedri sacó ventaja, fue el lugar donde se movieron ambos atacantes. A pesar de que el ariete azul tocó más balones, estos se repartieron en una mayor porción de terreno. El de la franja, en tanto, se movió más por el área, donde realmente hace daño. Ese punto fue el decisivo, clave, porque le permitió al delantero marcar el único gol.

De esta forma, en el duelo de los 9, ganó el atacante cruzado, demostrando la diferencia que tienen ambos elencos en el campeonato. Mientras la Universidad Católica lucha por conseguir un tetracampeonato, la Universidad de Chile ruega por no caer en zona de promoción. Mientras la UC tiene un mecanismo que le permite a Zampedri estar más cerca del área, Larrivey se las arregla con su talento para generar peligro, ante una U que poco y nada lo ayuda.