El Caso Estadio pasa al Tribunal: Unión Española exige los tres puntos y multa a la “U”

“El tema aquí es si queremos tener un torneo serio, donde se respeten los reglamentos y se cumplan las normas, o queremos tener un torneo devaluado, regido por la arbitrariedad en vez de por la legalidad”, decía el dirigente español. “No presentar estadio habilitado en un partido (segunda vez, por cierto) es un grave incumplimiento que va en perjuicio directo del prestigio del campeonato, y eso es lo queremos evitar de cara al futuro. Confiamos en la seriedad del Tribunal, y esperamos que actúe en justicia sin admitir condicionamientos”, acusaba en estas páginas.

Frente a tal escenario, los de Indendepencia toman medidas frente al Tribunal de Disciplina. En un documento de 18 carillas, acusan a los laicos de una serie de irregularidades en el transcurso de la preparación del duelo. La misiva va firmada por el presidente hispano, Arturo Juarros. Exigen condenar a Universidad de Chile con la pérdida del encuentro, por un marcador de 3-0. Además, que se le curse una multa de 1.000 UF ($ 31.000.000) acorde a lo establecido en el artículo 23 de las bases del certamen local y otra de 100 UF ($ 3.100.000) por no registrar dos estadios alternativos dentro de una misma región para ejercer la localía.

En la presentación de documentos, los hispanos detallan los hechos según fueron transcurriendo. Aseguran que el duelo programado para el 13 de marzo en el estadio CAP de Talcahuano, a las 12 horas, fue sufriendo una serie de alteraciones que alteraron la planificación. Acusan que recién el 9 de marzo se les informó que el duelo que se jugaría en Talcahuano sería trasladado al Lucio Fariña (Quillota), pero a las 18 horas. “Lo anterior es una situación totalmente ajena a la voluntad de Unión Española, y que generó los respectivos transtornos logísticos que conllevó cambiar intempestiva e inconsultamente la programación de nuestro club de una ciudad del sur a la zona central de nuestro país”, dice el texto. Luego agregan que “de forma inesperada, inconsulta y desprolija” el sábado 12 de marzo durante la madrugada se les anunció la suspensión del encuentro.

Lo ocurrido conllevó a que el equipo de Segovia enviara una carta de reclamo al presidente de la ANFP acusando una falta grave a las bases del Campeonato Nacional y reiterando que este tipo de situaciones le quitan prestigio y seriedad al certamen local. Además, los hispanos solicitaron que se les entragasen una serie de documentos para corroborar las infracciones que cometió Azul Azul, algo que aseguran aún no haber recibido.

Para cerrar, Unión Española pide que al Tribunal oficie de manera urgente a la ANFP para que se le haga llegar información requerida. Quieren conocer los estadios registrados por la U para la temporada 2022, junto con la copia de arriendo. Incluso que se adjunte los ya visados con Huachipato y San Luis de Quillota, reductos que recibirían el duelo en primera instancia.

La U y Unión Española siguen enfrentados por la polémica por el estadio. Más allá de la denuncia, en lo deportivo sigue sin poder confirmarse el horario del duelo que ahora los enfrentará en Valparaíso, el próximo domingo 27. Si bien el duelo está programado para las 12 horas, el Maratón de Valparaíso amenaza una nueva reprogramación, posiblemente para las 17:00 del mismo día domingo.